Menu Búsqueda

El Museo del Titanic de Belfast (Irlanda del Norte)

5 minutos de lectura

Hoy he decidido hablaros de uno de los museos que más me han impactado hasta el momento. Más que una visita, os aseguro que fue toda una experiencia. Se trata del Museo del Titanic, en Belfast.

 

Quizás no lo sabéis, pero el famoso transatlántico fue construido en Belfast, por aquel entonces una de las ciudades más importantes del Reino Unido. Y lo primero que me gustó del museo es que está ubicado exactamente en los muelles secos en los que estaban los astilleros donde se construyó.

Dónde está el Museo del Titanic

Como ye he dicho este Museo se encuentra en el mismo sitio donde se construyo el famoso barco, en 1 Olympic Way, Queens Road. Se trata de una zona industrial revitalizada, a la que han llamado Titanic Quarter. Puedes ver aquí la localización del Museo del Titanic. Verás que no está en el mismo centro de Belfast sino en una zona industrial.

 

¿Cómo llegar al Museo del Titanic? Si te apetece andar desde el centro de Belfast tardarás un poco menos de media hora, son aprox 2,5 Km. Si tienes a tu disposición un coche de alquiler, en el mismo edificio hay un garaje subterráneo (de pago). 

 

También puedes ir en tren (Translink) y bajarte en la parada “Titanic Quarter” pero se encuentra un poco lejos, a unos 15 minutos del museo. Otra alternativa es tomar un bus (núm. 26) que te dejará en la puerta o, por supuesto, un taxi.

 

El entorno pues es el adecuado, ya que todo lo que le rodea forma parte de esta historia. Pero al llegar lo que te dejará sin palabras es el espectacular edificio que acoge el museo. De un brillante intenso, la luz del sol se refleja a modo de olas en sus fachadas. Fachadas en forma de dos quillas de barco cruzadas. Una maravilla arquitectónica. Como maravillosa es la exposición del interior

 

Museo del Titanic de Belfast
Museo del Titanic. © Titanic Belfast

“The Titanic Experience”

Es el tour principal del museo, y se reparte en 9 galerías o salas temáticas. Cada una de ellas tiene sus efectos visuales o de sonido propios que hacen que el recorrido sea muy real. Hay momentos en que parece que estás reviviendo la historia!

 

La primera sala cuenta un poco la situación de esplendor de Belfast a principios del s. XX. En esos momentos era una de las ciudades más adelantadas en cuanto a ingeniería y construcción naval. En especial, los astilleros Belfast’s Harland & Wolff  que se habían convertido en los más grandes del mundo. Así que, ¿qué mejor sitio sino para construir el barco más grande y lujoso del mundo?

 

Al salir de esta galería, pasas por las puertas originales del astillero Harland & Wolff, para acceder a la siguiente sala. Se trata de  la reconstrucción de una nave del astillero preparada para construir los 2 barcos más grandes del mundo. 

 

Al entrar, te subes en una especie de atracción de parque temático (para todas las edades). Así realizas un emocionante paseo oscuro electrónico que utiliza efectos especiales, animaciones y reconstrucciones a escala real. Todo ello para recrear la realidad de la construcción naval en el año 1900.

 

Se pasa después por la sala del Lanzamiento del Titanic, el 12 de Abril del 1912. Para continuar después por una sala que te muestra exactamente cómo era el opulento interior del barco. Se reproducen salas comunes, comedores, sala de máquinas y de forma exacta los camarotes de primera, segunda y tercera clase.
 

La Escalera del Titanic.
Escalera del Titanic. © Titanic Belfast
Camarote del Titanic.
Camarote del Titanic. © Titanic Belfast
Comedor del Titanic.
Comedor del Titanic. © Titanic Belfast

El Hundimiento del Titanic

En otra galería, se vive el viaje inaugural a través de fotografías. Y después se llega a la siguiente sala: la del hundimiento del Barco de los Sueños, el fatídico 14 de Abril.  En esta sala te haces una idea muy exacte de qué pasó: el roce con el iceberg, el porqué no se pudo esquivar, qué pasó en el momento del choque…. etc. 

 

Lo más impresionante de esta sala son los efectos atmosféricos y lumínicos. Una reproducción casi perfecta del ambiente de paz y tranquilidad que reinaba esa noche en el Atlántico antes de la gran tragedia.

 

Tras vivir toda la historia del Titanic, aun quedan 3 salas  por visitar. La sala donde encuentras todas las noticias, investigaciones y descubrimientos que se dieron los días siguientes. La sala donde se representan todas las obras literarias, películas, documentales etc, inspirados en la Historia del Titanic. 

 

Y lo que yo diría que es la joya de la corona: la sala “Visita y Explora el Naufragio”, que cuenta con la exposición “Titanic Beneath (Bajo el Titanic)”. Se trata de una sala interactiva donde el visitante tiene acceso especial al material de archivo del Dr Ballard, quien descubrió en 1985 los restos del Titanic a nada menos que a 4000 m de profundidad.

 

Chico joven observando un vídeo en el Museo del Titanic
El interior del Museo © Titanic Belfast

Pero este espectacular museo no cuenta sólo con las 9 salas de la historia del barco. Como os comentaba, está situado en el mismo enclave donde se construyeron los barcos, y su exterior nos sigue mostrando detalles del transatlántico como el Paseo de Cubierta del Titanic, grabado en el suelo de piedra blanca a escala real, la posición de los botes salvavidas, incluso alguno de los bancos donde puedes sentarte… Están situados exactamente en el mismo lugar en que estuvieron los originales en cubierta cuando el barco estuvo allí.

 

Muebles y decoración del Titanic
Muebles y decoración del Titanic. © Titanic Belfast

Realmente impresionante. Un museo para niños y adultos, donde es imposible aburrirte. Y si encima eres fan de la historia del Titanic, como yo, la visita se convierte en una experiencia inolvidable que no puedes perderte en tu paso por Belfast.

 

Eso si, el museo no es barato y además es muy recomendable reservar las entradas con antelación. Puedes hacerlo en la web del Museo del Titanic. Además de reservar las entradas aquí encontrarás la información actualizada de precios, horarios, etc.

 

Exterior del Museo del Titanic de Belfast al atardecer.
Museo del Titanic. © Titanic Belfast

Si quieres visitar Belfast, donde todo empezó, aquí encontrarás más información sobre nuestros viajes por Irlanda.

Si te ha gustado, comparte este artículo